La ventaja de tener el planetario más pequeño de España

Por Lorenzo Hernández • 26 ene, 2012 • Sección: Hablar de Ciencia

20080222CEIP Ciclo2 MuseoCienciaAguaMU La ventaja de tener el planetario más pequeño de España

Este verano estuve en Nueva York y pude disfrutar del planetario del American Museum of Natural History, el más sofisticado y de alta tecnología de todo el mundo. Un gran espectáculo visual sobre el principio del Universo. Nada comparado con el que está situado en el Museo de la Ciencia y el Agua de Murcia que es el más pequeño de España (he oído hablar que por Alicante hay otro aún más pequeño pero no puedo confirmarlo).Tiene una capacidad de unas 25 personas y tiene seis metros de cúpula. Esto disminuye la espectacularidad de las proyecciones pero tiene una ventaja.

rosecentercubo La ventaja de tener el planetario más pequeño de España

Rose Center for Earth and Space. New York.

Hace ya bastante tiempo (en 2004), Wagensberg escribió en El País (y en su libro El gozo intelectual) el artículo Potencias de 10:

Potencias de 10.

Uno: la reflexión. Es la mínima expresión del diálogo. Ocurre entre una mente y ella misma. Ella se pregunta y ella se contesta. En el Fórum, lugares como la sombra de la catedral solar de Elías Torres o frente a la isla cubista de Beth Galí son buenos para ello. La reflexión fomenta la independencia del individuo frente a la incertidumbre.

Dos: la conversación. Uno habla después de escuchar mientras el otro escucha antes de hablar. En el Fórum hay buenos rincones para este clásico. La conversación fomenta la reflexión.

Unos diez: la tertulia. Participan los que pueden sentarse juntos en torno de una mesa, contemplar juntos una exposición o pasear juntos como maestro y discípulos. El Fórum está para eso. La tertulia fomenta la conversación.

Unos cien: la conferencia. Se reúnen en un aula o en una sala para escuchar a unos oradores lejanos pero aún presentes. Tras la ponencia, cualquiera puede tomar la palabra e iniciar un amago de conversación. En el Fórum se han previsto espacios para ello. La conferencia fomenta la tertulia.

Unos mil: la ceremonia. Acuden para asistir a discursos y espectáculos. Grandes pantallas sustituyen a las antiguas máscaras para magnificar la expresión de un rostro imperceptible. Imposible conversar, pero se puede aplaudir o abuchear. En el Fórum hay un auditorio para más de tres mil. Nunca me he sentido empujado por una ceremonia hacia algo que acabe en reflexión.

Las decenas de miles (el gran mitin), los centenares de miles (el gran espectáculo) y los millones (la gran manifestación) se concentran, previa identificación colectiva, para felicitarse por su propia enormidad. Ya son, más bien, para dormir la reflexión…

En el pequeño planetario de Murcia se respira familiaridad. El que se encarga de proyectar suele interrumpir la proyección para realizar una pequeña explicación aclaratoria. Y lo mejor, puedes preguntarle si tienes alguna duda e iniciar una conversación o una tertulia con los que están presentes. Si tienes suerte quizá salgas por la puerta con una reflexión.

pixel La ventaja de tener el planetario más pequeño de España

Etiquetado con: ,

Un comentario »

  1. Que bueno, si puedo me acercaré a verlo.

Escribe un comentario